Un arma de doble filo
"Peligros escondidos de la dieta Atkins"


Univision Online
Hasta comiendo chorizo se adelgaza, pero se pierde masa muscular
Laura Bravo, Univision Online**


Baja en carbohidratos, alta en problemas
El corazón y el hígado, en peligro
Cavando la tumba con el tenedor

La dieta Atkins, que propone cortar por lo sano con los carbohidratos como el pan y los cereales y empezar a ingerir mucha proteína, es una de las más populares del mundo. Con más de seis millones de libros vendidos, el doctor Atkins (ya fallecido) hizo una revolución con su particular propuesta. Pero los médicos advierten que una dieta tan desequilibrada daña los riñones, el hígado y el corazón, entre otras cosas.

Baja de peso saludablememte con MiDieta.

Baja en carbohidratos, alta en problemas

En la década del ´70, el doctor Atkins causó una verdadera revolución al postular que comer mucha azúcar estimulaba la hormona insulina, con lo que se acumulaba grasa en el cuerpo. En cambio, dijo, las proteínas estimulaban la hormona glucagón, que por el contrario quemaba la grasa. Hoy, miles de nutricionistas y médicos de todo el mundo advierten que no consumir un grupo alimentario tan importante como los hidratos de carbono produce graves daños en el organismo.

"La dieta Atkins es esencialmente una restricción severa de los carbohidratos. Quienes la siguen, pueden consumir sin límite cosas como salchichas, huevos, churrascos, hamburguesas, mantequilla y crema; y aún así pierden peso", explica el doctor Robert Kowlaski, autor del libro "The new 8 week colesterol cure" (La nueva cura del colesterol en ocho semanas).

Pero esta restricción de carbohidratos, dice Kowlaski, produce un fenómeno llamado ketosis: para obtener energía, el cuerpo es forzado a quemar grasa en lugar de glucosa, entonces la sangre se llena de ketones que salen a través de la orina. ¿El resultado? A largo plazo, esta reacción puede destruir los riñones, demasiado recargados de toxinas. "Lógicamente", afirma Kowlaski, "de esta forma el apetito se reduce. Pero lo malo es que el tejido muscular se consume por la ketosis, ya que no tiene la glucogénesis producida por los hidratos de carbono necesaria para dar energía", comenta. "Una dieta alta en proteínas el letal para los riñones", dice el doctor Adam Shafran, quien asegura que además el peso perdido se recupera con una rapidez inusual.

Powered by FerozoSiteWeb hosting de Dattatec